Recortes para la UPR ~ de la Torre saca las tijeras

La soga siempre se corta por lo más fino. Por eso los recortes en el gobierno afectaron primero a la clase media, conglomerado de verdaderos mártires de la patria. Los hilillos siguen zafándose y ahora nos toca el turno a los estudiantes de los once recintos de la Universidad de Puerto Rico. Y es que el todavía nuevo presidente de la Universidad, José Ramón de la Torre, interrumpió su luna de miel para anunciar que planea un recorte de $100 millones al presupuesto de la institución como medida para reducir el déficit de la institución, que asciende a los $136 millones. Según un artículo de El Nuevo Día, el presidente propone cortar gastos en la compra de libros, materiales y equipo y el pago de jornales y horas extras. También corren peligro las becas de honor y por deportes, así como los cursos de verano y el plan médico de los empleados.

Al enfrentarse a este anuncio, los estudiantes podemos ser comprensivos, y entender que estamos en una crisis económica, por lo cual $136 millones de déficit no es una cantidad que pueda ser ignorada por mucho más tiempo. También podemos conceder que durante años, la Universidad ha recibido uno de los presupuestos más cuantiosos en toda la estructura estatal. Quizás podemos agradecer que hayan esperado hasta ahora para sacar las tijeras, pero el caso es que las han sacado y hasta ahí llegan las concesiones. $100 millones en recortes no es una cantidad aceptable. De por sí, hay falta de materiales, desde libros hasta proyectores. También llevamos años esperando mejoras que nunca llegan.  La Escuela de Comunicación lleva décadas pendiante a una mudanza y las reparaciones en el Centro de Estudiantes, el DMN (Generales) y el SGG (Humanidades) aun no culminan. Ni hablar de los infames “trailers” de Administración o el cierre de la biblioteca de Sociales. Y eso es sólo lo más notable, pues muchas veces falta jabón en los baños y tiza para las pizarras. Todas estas situaciones se exacerbarían si se implementan los recortes propuestos.

Lo mismo no quiere decir que por esas faltas la Universidad se vaya a caer, pero lo cierto es que ya de por sí funcionamos bajo condiciones que están lejos de ser óptimas. Aun así, si fuera realmente necesario, absolutamente imprescindible, podríamos seguir funcionando con $100 millones menos. La verdad es que a pesar de lo aplastante que resulta la cantidad, ese no es el problema más grande. Lo que hace de esta situación una afrenta es que los dirigentes del país pretendan que la Universidad asuma una responsabilidad que le corresponde compartir a todo el gobierno, incluidos, por supuesto, nuestros venerables políticos. Lo inconcebible es que mientras en los once recintos falta de todo, los senadores y representantes de este país se echen para atrás a cobrar dietas, recibir estipendios de gasolina y dar viajes por todo el mundo sin excusas, entre otras cosas. Que se pasen la vida firmando proclamas y presentando proyectos innecesarios.  No lo creo justo. La gente suele decir que los universitarios nos quejamos por todo, pero esta vez estamos en todo el derecho. No es que pretendamos permanecer inafectados, pero tampoco seremos cordero de sacrificio. Mejor hagamos un trato, que la Legislatura nos dé el ejemplo, y entonces hablamos.

Advertisements

One thought on “Recortes para la UPR ~ de la Torre saca las tijeras

  1. No te sientes a esperar que la Legislatura dé el ejemplo. Te pasaría como la mujer sentada en el banquillo esperando el hombre perfecto, se convierte en esqueleto.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s