“Cua, cua” dijo Rivera Schatz, “Pato” contestó Bhatia

El pasado lunes, 28 de junio, se escuchó un “cua cua” en el Capitolio y no precisamente porque haya culminado la transformación de dicho edificio de palacio de las leyes a granja. La evidencia recopilada con celulares -puesto que las cámaras estaban prohibidas- demuestra que los sonidos no fueron producidos por un ave, sino por Tomás Rivera Schatz, presidente del Senado de Puerto Rico. Resulta que Rivera Schatz imitó al animal plumífero con la intención de insultar al también senador Eduardo Bhatia. Ni corto ni perezoso, el senador popular respondió “pato eres tú”. Acto seguido, los senadores tuvieron que ser separados por otros legisladores y empleados del Capitolio para evitar que se fueran a las manos. Así, Rivera Schatz y Bhatia se aseguraron de pasar a la historia puertorriqueña como co-protagonistas de una de las discusiones más bochornosas en llevarse a cabo en la Legislatura…aunque considerando como vamos, quien sabe si pronto serán superados.

El caso es que el altercado surgió en medio de una discusión completamente ajena al reino animal o asuntos de identidad sexual. El tema disputado era la exclusión de los fotoperiodistas de la sesión del Senado. Bhatia protestó luego de que la Margarita Nolasco, senadora del PNP, tomara la palabra, obviando una moción de la minoría popular para que la prensa entrara al hemiciclo. Rivera Schatz consumió un turno para justificar su decisión de excluir a los fotoperiodistas, pero no permitió que Bhatia tuviera un turno de refutación. A partir de ese punto el decoro fue en descenso, hasta llegar a los insultos de corte homofóbico que nada tenían que ver.

El uso de la palabra “pato” para referirse a una persona homosexual es una ocurrencia demasiado común en nuestro país. Los niños tienen la palabra a flor de labios desde el kindergarten y la repiten sin miramientos hasta la tumba. El uso del peyorativo es un síntoma de la falta de respeto y aceptación hacia la homosexualidad que repercute en incidentes lamentables, en ocasiones trágicos. Por lo tanto, el que la palabra sea de uso común no justifica absolutamente nada, máxime cuando la utilizan dos senadores.

No cabe duda de que en los últimos años la imagen de la Legislatura como un todo se ha deteriorado muchísimo, gracias a las acciones individuales de senadores y representantes. Somos muchos los que hemos llegado a esperar poco de ellos. Sin embargo, eso no les da licencia para confirmar y reconfirmar nuestros pronósticos más pesimistas. Siguen siendo la imagen del país y es una soberana vergüenza saber que con esto es que contamos. Me refiero a ambos, porque si bien Rivera Schatz empezó la cosa, Bhatia lo siguió. Debido a su posición en cuanto al acceso de los fotoperiodistas a la Legislatura, en el debate Rivera Schatz vs. Bhatia, el presidente llevaba las de perder. Sin embargo, al bajarse al nivel de su contrincante, Bhatia perdió puntos y se auto-desestimó, en detrimento de su causa y avergonzando al país entero.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s